De los creadores de:

Todo me sale mal y la vida es una mierda llegan las quedadas para llorar.

Y es que las desgracias venden, seguramente todos tenéis en vuestro perfil de facebook, el típico amigo que solo comparte las noticias tristes y las desgracias, seguro que conocéis a alguien al que le apasiona hablar de enfermedades y que le encanta quejarse, gente tóxica les dicen ahora.

Pues estáis de enhorabuena y es que el próximo 6 de abril, se organizan en varias ciudades españolas quedadas para llorar.

Así que a todas esas personas tóxicas que nos rodean, a esas que sufren porque no tienen suficientes me gusta en cada publicación, que se angustian profundamente cuando el perro de su vecina se muere , a esas que un día la tostada les cae por el lado de la mantequilla y maldicen su suerte y al día siguiente les cae por el lado en el que no hay mantequilla y la siguen maldiciendo, porque se habían acostumbrado ya, a comer la mantequilla con el gusto a fregasuelos, a todas aquellas personas que les encanta contarte lo mal que les va la vida podemos invitarlas a alguno de estos eventos, al que les pille mas cerca y así conocen a otros en su misma situación.

Cuando lo escuche por primera vez en la radio creía que era una broma de la locutora, pero no pude resistir la tentación de recavar más información y efectivamente, existen varios eventos en facebook cuya única misión es hacer una macro quedada para llorar.

Desechada la idea que se trate de una estrategia de marketing de Kleenex, o de maquillaje waterproof (resistente al agua), llego a la conclusión de que hay gente que se recrea en el sufrimiento propio y ajeno.

Los que os sintáis identificados con esta corriente de negatividad ya sabéis, no estáis solos y podéis quedar con más gente para llorar y combatir la sequía de los pantanos de este país, el resto, por favor, cuando haya una quedada para reír avisadme porque ahí estaré.

Y a todos absolutamente a todos, a los que os pique el gusanillo de ir a la quedada y a los que no… os dejo este poema de Mario Benedetti.

No te rindas

Escuchar No te Rindas Mario Benedetti.

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *